Resumen

Los polihidroxialcanoatos (PHA), una clase de poliésteres descubiertos hace casi un siglo (1), han ganado recientemente un renovado interés industrial y académico debido a su renovabilidad, biocompatibilidad, degradabilidad y reciclabilidad (2). Diversos PHAs son biosintetizados en la naturaleza a partir de microorganismos. También se pueden sintetizar a través de reacciones químicas, creando formas con mayor variabilidad con respecto a la longitud de la cadena polimérica, la microestructura, la reactividad de postpolimerización y las propiedades funcionales (3, 4). Sin embargo, los PHA sufren de fragilidad mecánica, inestabilidad térmica y falta de la reciclabilidad química de circuito cerrado deseada, lo que limita sus aplicaciones generalizadas. En la página 64 de este número, Zhou et al. (5) describen una estrategia sintética basada en el diseño de PHAs con mayor tenacidad mecánica y estabilidad térmica. Además, el proceso es circular, lo que permite reciclar los PHA.

 

Tomado y traducido de la revista Science.

ISNN: 
1095-9203
Organización: 
Investigadores del Instituto de Ciencias Químicas de Rennes
Publicación: 
Science, Vol. 380
Páginas: 
35-36
Etiquetas